¿Cómo funciona el anticongelante?

Todos los sistemas que generan calor, desde los motores de los automóviles hasta los organismos vivos, necesitan fluidos refrigerantes para absorber el calor y transferirlo a otro lugar. 

El agua es un refrigerante bastante eficaz, pero si se congela, puede expandirse lo suficiente como para reventar la carcasa rígida de un motor o sistema electrónico.

Una solución pura se congela porque las temperaturas más bajas hacen que sus moléculas disminuyan la velocidad. Esto permite que las fuerzas de atracción naturales entre las moléculas las capturen y las unan en estructuras cristalinas rígidas. 

Pero al agregar un tipo diferente de molécula a la mezcla, se bloquean esas fuerzas de atracción y se evita que se formen las estructuras cristalinas. Cuantos más solutos (sustancias disueltas en la mezcla) se agregan, menor será la temperatura para que la solución llegue a congelarse.

El anticongelante es un refrigerante de motor esencial que ayuda a regular la temperatura de un automóvil. Cuando hace calor, el anticongelante evita que el agua del motor y del radiador hierva. A medida que bajan las temperaturas, el anticongelante evita que esta misma agua se congele.

En teoría, cualquier cosa que se disuelva en agua reduce la temperatura de congelación. Sin embargo, se utiliza anticongelante en los vehículos porque:

  • No cristaliza a bajas temperaturas
  • No reacciona químicamente con nada en el sistema de enfriamiento
  • Tiene un alto punto de ebullición ya que no acumula presión
  • Es inerte

El anticongelante se bombea a través del motor donde absorbe calor. Desde allí, va al núcleo del calentador (la parte que calienta el interior de tu auto cuando enciendes el aire caliente). Luego va al radiador, donde el calor se disipa al aire exterior. Desde el radiador regresa a través de la bomba para comenzar el ciclo nuevamente.

La mayoría de los anticongelantes se fabrican con etilenglicol o propilenglicol. Los anticongelantes Pentosin se encuentran libres de nitritos y aminas. Además, previenen la formación de sarro, protegen contra la corrosión, cavitación y nunca provocan espuma. 

Además, son fabricados cumpliendo con las especificaciones exactas de DIN, ASTM, y DBL. Por lo tanto, para el mejor cuidado del sistema de enfriamiento, el programa de anticongelantes Pentosin de CRP es claramente la mejor alternativa.

Scroll to Top

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación.